El impacto emocional por la pérdida de alguna parte de nuestro cuerpo es comparable a la pérdida de un ser querido (según especialistas)

Share This